Diabetes

 Hoy es día de menú. Pero esta semana, en la sección de alimentación de M+QM vamos a hablar de la diabetes.
Y vamos a hacerlo de la mano de Divermami. Esther nos habla de primera mano porque tiene una peque de 7 años a la que han diagnosticado de diabetes.
Nos vio en instagram, le gustaron nuestros menús semanales y nos propuso hacer uno adaptado a niños diabéticos. Pero aún no nos hemos atrevido; de momento os dejamos con sus explicaciones sobre la diabetes y cómo se organizan en casa con las comidas.
Estamos seguras de que en el futuro, seremos capaces de elaborar un menú descargable para peques diabéticos.

La diabetes

Por Divermami
diabetes
Primero os aclaro unos conceptos aunque sean algo farragosos para que entendáis cómo va la cosa.

Tipos de diabetes:

Existen dos tipos de diabetes que no tienen nada que ver entre ellas.
La diabetes tipo 2 es la que se presenta en los adultos y que puede o no llevar asociado el pincharse insulina. Además, este tipo de personas suelen mantener unos menús bastante copiosos porque, como ya estamos en la edad adulta, han desarrollado unos hábitos de alimentación que les cuesta modificar.
La diabetes tipo 1 es la que tiene mi peque. Este tipo de diabetes puede aparecer en el ser humano desde el nacimiento hasta los 32-35 años y lleva siempre sí o sí asociada pincharse insulina.
A estas personas les ha dejado de funcionar total o parcialmente el páncreas, por lo que no segregan la insulina naturalmente y necesitan ayuda para transportar a las células la energía que nos da el hidrato de carbono. Por eso, cada vez que una persona diabética necesita comer tiene que pincharse una cantidad (unidades) de insulina. Esta cantidad no es estándar, como no lo es la cantidad de comida. Y ahí es donde nos encontramos uno de los problemas: tenemos que adaptar el menú a las cantidades que pueden y deben comer.
 

¿Cómo elaboramos nosotros el menú?

Pues atendiendo a las raciones que nos han pautado en el endocrino. Una ración son 10 Hidratos de Carbono. Por ejemplo, 20 gramos de pan son 1 ración. 50 gramos de pasta cocida en su punto son 1 ración. Y así.
¿Pueden tomar “azúcar” las personas con diabetes? No deben tomarla como norma general.
El azúcar es un hidrato refinado, eso quiere decir que cuando lo tomamos nuestra célula lo tiene al momento y por tanto si no tenemos la insulina necesaria para ir quemándolo tenemos un “pico” de glucemia.
Lo que buscamos realmente siempre es mantener unos niveles estables, por eso evitamos el consumo de azúcar. Eso no quiere decir que mi peque por ejemplo no tome un yogur azucarado (es 1.5 ración) o unos churros (4 churros caseros = 2 raciones)
¿Cómo hago yo para elaborar un menú? Yo sigo varias pautas:
    – Siempre tiene que haber algo de hidrato en todas las comidas.
     – Voy alternando entre cremas de verdura, patatas cocidas, patatas fritas, arroz cocido, legumbres en las comidas.
    – Tengo en cuenta la actividad que realiza durante el día: si, por ejemplo, ha hecho gimnasia me puedo atrever a ponerle arroz en la comida porque sé que lo quemará.
    – Siempre come lo mismo que todos los demás. No hago un menú especial para ella, siempre es el mismo que comemos toda la familia.
 
¿Cómo cuento las raciones de una comida que he hecho?
Os pongo por ejemplo la crema de calabacín.
Yo, en crudo, voy pesando todas las verduras que utilizo para hacerla. Por ejemplo: 500 gr de calabacín, 200 gr. de patata y 50 de puerro. Eso lo traduzco en sus hidratos y raciones y obtengo el total de raciones para esa crema. Una vez cocinada y triturada, la peso entera y hago la regla de 3. Si obtengo 975 gr de crema de calabacín y eran 18 raciones en total, pues divido y listo.
¿Qué puede comer mi hija en número de raciones? (esto punto fue el que a mí me aclaró más el tema) Eso sí, tened en cuenta que no todas las personas puede ni quieren comer las mismas cantidades.
  • Desayuno (3 raciones): 1 tazón de 200 ml. leche + 1 cucharada de colacao + 40 gr. de pan + aceite + pavo o jamón (esto último no computa)
  • Media mañana (1 ración): 100 gr. de manzana o 100 gr. de mandarina o 50 gr. de plátano.
  • Almuerzo (4.5 raciones): 2,5 raciones de pasta con salsa de tomate (casera) + 1 ración de pan + 1 de pan + 1 de fruta
  • Merienda (3 raciones): 1 tazón de 200 ml. de leche + 2 raciones de cereales integrales (el integral ayuda a que sea de asimilación lenta**)
  • Cena (3,5 raciones): 1,5 ración de arroz cocido (o de menestra de verdura) + pescado a la plancha + pan (1 ración) + fruta o postre sin azúcar
¿Qué es la asimilación lenta? ¿Qué es la asimilación rápida? Pues lo que vosotras pensáis: el tiempo que tarda el cuerpo en obtener la energía de ese alimento. En el caso de los productos de asimilación lenta nos ayuda a mantener niveles de azúcar más compensados.
Parece un engorro pero realmente en el día a día nosotras hacemos menús muy normales, sólo que pesándolo.
Llevamos ya tres meses con la enfermedad en casa y al principio lo que hice, para darme tranquilidad fue llevar un “diario de las comidas“. Ahí iba anotando todo lo que comía la peque, pero sobre todo era por mi tranquilidad, quería asegurarme de que hacía las cosas bien. Hay que tener en cuenta que una niña con diabetes como la mía tiene que hacerse 7 controles de azúcar como mínimo a lo largo del día, y dos de ellos son por la noche (a las 00.00 y a las 03.00), así que la memoria empieza a fallar muchas veces por falta de descanso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × 4 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.