Invitación de cumpleaños

La muchomássquehija pequeña cumple años en menos de un mes y ahora ando inmersa en todos los preparativos que un décimo cumpleaños conlleva. Lo primero de todo: la invitación de cumpleaños.

Tengo la gran suerte de que los dos muchomásquehijos cumplen años en junio.

Espera, ¿he dicho suerte? Era una suerte cuando eran más pequeños y podíamos celebrar los cumples con los amiguitos todos juntos. Pero llegó un momento en el que se hacía inviable tener a 30 o 40 años corriendo por el parque. Controlar a todos esos pequeños salvajes, me subía la tensión, os lo prometo. No sé si os hacéis una idea de la facilidad con la que se alejan del área de influencia estipulada cuando estás al aire libre.

Porque nuestros cumpleaños siempre han sido al aire libre.

Eso es lo que quería deciros cuando hablé de la suerte de que ambos hubieran nacido en junio: que siempre los hemos celebrado en el parque de debajo de casa, un gran espacio verde que hace lindar nuestro barrio con el Bosque Sur.

Ya sé que no todo el mundo tiene el privilegio de tener un espacio así cerca de casa para celebrar los cumples. Y también que no todos los niños nacen en épocas que te permiten hacer este tipo de fiestas al aire libre. Pero esta ha sido siempre nuestra opción por muchos motivos.

¿Qué hemos hecho con los cumpleaños infantiles?

El primero y más importante porque me espanta en lo que se han convertido los cumpleaños infantiles. Un alarde de ostentosidad que hace daño. Y a quienes más daño hace es, sin lugar a dudas, a los niños.

¿De verdad necesitan esas celebraciones mastodónticas y esa cantidad de regalos? ¿De verdad esos parques de bolas ruidosos, los montones de chucherías y las meriendas insanas que les damos?

Sobre el tema de los menús de cumpleaños ya hemos hablado en Mucho más que mamás. No quiero resultar pesada, pero os recomiendo leer nuestras opiniones y ver nuestras propuestas para una celebración más saludable. Podéis hacerlo pinchando aquí.

Otro motivo es el económico, para qué negarlo. Nosotros no podemos permitirnos dos cumpleaños (¿os he dicho ya que los dos muchomásquehijos cumplen años en junio 😛 ?) en cualquier local de fiestas, con lo que cuestan, la merienda y la cervecita de los padres debe de salir por un riñón. O riñón y medio aproximadamente.

Nosotros bajamos al parque, llevamos merienda preparada en casa, ponemos unos globos o unos banderines para delimitar nuestro espacio y ¡a correr!

¿Un monitor?

Los últimos años hemos contado con la ayuda inestimable de un monitor que ha organizado juegos y los ha tenido entretenidos durante un par de horas. Se trata de una persona de la máxima confianza que, además, lleva una camiseta en la que se lee “Monitor”. Y, oye, mano de santo: los niños leen monitor y se cuadran. Pero no sólo eso, es que se lo pasan pipa y hasta se quejan cuando se acaba el tiempo y tiene que irse.

Es una empresita pequeña que se llama Más que deporte y que, aunque no lo parezca por el nombre, no tiene nada que ver con Mucho más que mamás 😉 Pero de verdad que os recomiendo contactar con ellos si tenéis algún cumple infantil próximo. Pero tened cuidado porque yo ya lo tengo reservado para el cumple de la muchomásquehija pequeña, jijiji.

La invitación de cumpleaños

Y, volviendo al principio, toda fiesta de cumpleaños que se precie necesita una invitación.

Recuerdo con nostalgia las invitaciones de cuando yo era pequeña: las comprábamos en las papelerías en paquetes de 10 unidades. Y yo dedicaba mucho rato a rellenar, con mi mejor letra todos los datos: el nombre del niño invitado, el día de la fiesta, el lugar de celebración (que solía ser el salón de nuestra casa)…

Últimamente la invitación de cumpleaños se cursa por whatsapp. Todo muy frío, muy impersonal y muy siglo XXI. Pero este año, la muchomásquehija quería una invitación en papel… Y yo, que soy una muchomásquemamá todoterreno pero con muchas limitaciones, he hecho lo que he podido. Y he pensado que ya que hacía una invitación de cumpleaños para nuestra fiesta, bien podía compartirla con vosotros y así, tal vez, os solucionaba la papeleta en alguna ocasión.

A ver qué os parece

invitación de cumpleaños

Si pincháis en la imagen o aquí, podéis descargárosla en formato pdf. He puesto dos en un folio para que no sea excesivamente grande, pero tampoco muy pequeña. A mí me gusta que sean los propios niños quienes rellenen con su letra todos los campos, pero bueno, eso ya va en gustos.

Es verdad que esta invitación es “muy de niña”. ¡Cómo odio estos calificativos! No me gusta nada que las cosas sean de niños o de niñas. Pero ya hablaremos de eso en otra ocasión.

Firma Verónica-muchomasquemamas

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciocho + 14 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.